Se ha producido un error en este gadget.

31.12.10

Se terminó el año

Hoy es el último día del año y creo que es el momento en el que todos piensan que onda el año que pasó. Yo no soy buena haciendo balances, solo puedo pensar en las últimas dos semanas que es lo que me acuerdo. Y fueron geniales. Será porque lo que inaugura mi 2011 son unas vacaciones geniales de 3 semanas, seguidas de unas compras compulsivas de cosas básicas que necesito y mudarme. Tener casa propia es un sueño y nunca creí que a los 23 años iba a poder sentirlo en carne propia. Y estoy muy muy muy feliz y agradecida y ansiosa por irme. Pero eso es 2011 y estaba despidiendo el 2010.
Yo no se como lo verá mi entorno, pero para mi este año fue mi despegue. Así como los niños "pegan el estirón" y de parecer de 8, empiezan a parecer de 15, yo siento que este año fue puro crecimiento personal.
Empece viajando por Centroamérica. Después volví al trabajo al que había renunciado, hice algunas cosas que tenía ganas de hacer, conocí gente nueva que se convirtió en indispensable, me acerque y aleje de otra gente según como lo sentía, también me cruce con gente que me hizo pasar momentos no tan gratos, pero nada que no se pueda manejar, empecé y volví a dejar de fumar, etc. Y así pasé mi 2010, teniendo más momentos de felicidad que de tristeza y eso hace que haya sido uno de mis años favoritos. Eso y que ya me olvidé de los años anteriores. Así que les deseo que las fiestas familiares sean lo más leve posible, que su balance también haya sido positivo y que el año que viene sea aún mejor.
Mentira, no les deseo nada.

30.12.10

Aquí se prohibe

No me mires.
No me hables.
No me escuches.
No me creas.
No me decepciones.
No me mimes.
No me busques.
No te pongas contento por mi.
No me cuentes una anécdota aburrida y eterna.
No me chamuyes.
No me atiendas.
No me conozcas.
No me necesites.
No me expliques.
No me diviertas.
No me decepciones.
No lo sientas.
No me conformes.
No me hagas dudar.
No me preguntes.
No me des la razón.
No me toques.
No te quejes de mí.
No me hagas planteos.
No me quieras ver.
No me pidas.
No me hagas promesas que no vas a cumplir.
Y no vuelvas a decepcionarme.
No me quieras.
No lo intentes.
Hoy... soy invisible, quiera o no.


21.12.10

Y termina así... pegajoso

Como les decía, todo era perfecto. Ellos se creían en un cuento de hadas y no tenían miedo de mostrarse así, interesados, entusiasmados, felices, frente al otro. El tiempo no pasaba y los ojos brillaban. Hasta los silencios eran encantadores. Hasta que él preguntó si podía besarla y ella sonrió timidamente. Sus mentes estaban en blanco mientras se besaban, solo podían sentir la suavidad de sus labios y disfrutarse. Él pasó su mano por el pelo de ella y la dejó en la nuca, ejerciendo la presión justa para demostrarle que ese momento era infinito. Y lo fue. Se besaron durante largos minutos. Se besaron apasionadamente. Se besaron como si fuera la última vez. Y permitanme cortar con el romanticismo, lo fue. En ese momento, él se exaltó como si un murciélago le hubiera mordido el tobillo. Sacó la mano de su nuca, se alejó de golpe y mirando para abajo pidió disculpas. Ella tardó unos segundos en entender. O mejor dicho, no entendió. Ahí está el momento de la historia en el que la gente dice "no te la pue" y empieza a opinar sobre cómo tendría que haber manejado el chico esta situación. Algunos dicen que tendría que haber hecho como si no hubiera pasado nada y ver que pasaba, otros lo justifican diciendo que "por lo menos fue sincero". Está bien, yo no creo que mentir sea la solución para nada, pero hay cosas que no es necesario decir en ese momento. Sus palabras exactas fueron "Perdón, es que hace mucho tiempo que no estoy con una chica... y... acabé". Lo dejo a su criterio.

17.12.10

Todo empieza así, de color rosa

Si, solo eso fue, achuuu, un amor de verano.
Hasta este año. 
Se conocieron en la costa pero él vive en La Plata y por h o por b nunca se habían vuelto a ver. 
Hasta este año. 
Él le dijo que el viaje era muy rápido, que lo hacía siempre, que tenía ganas de verla, que el sábado venía así iban a tomar algo, que pensara en un lindo lugar y que estaba ansioso por volver a verla después de 5 años. Faaa, 5 años es un montón, es como volver a conocerse. Es como no saber nada de la otra persona, y recordar su rostro como en esa foto que se sacaron juntos aquel verano que los marcó. Esa foto que ella le mostró a todas sus amigas porque reflejaba lo que, hasta ese momento, habían sido los 15 días más felices de su vida. La primer sensación del momento exacto en el que ella lo volvió a ver, fue buena. De hecho, fue perfecta. Se le notaban los 5 años de más pero seguía teniendo ese pelo dorado y brillante con el mismo corte que le resalta los mismos ojos grises y expresivos que siempre tuvo. La sonrisa brilloso y ese vientito que parecía de película. Lo saludó nerviosa y trató de controlar esa risa horrible que le sale cuando la timidez manda.  Se subieron al auto y fueron al bar que le había aconsejado su mejor amiga porque tenía luces bajas, música copada, tenía mesas afuera y estaba frente a una plaza. Después de un rato ya habían entrado en confianza otra vez y fue como si en vez de 5 años hubieran pasado 5 días, pero con muchas anécdotas. No podían dejar de mirarse a los ojos. Como si ninguno estuviera prestando atención a la conversación y solo se perdieran en eso que les pasaba. Eso que los hacía sentir jóvenes, frescos, felices y llenos de recuerdos. No hace falta entrar más en detalles, esa noche se amaban. Y en determinado momento, creyeron que lo mejor era salir de ese lugar, tal vez pasear en el auto, charlar un rato, quién sabe encontrar otro lugar lindo donde sentarse a tomar algo más... o directamente despedirse sabiendo que la noche había sido perfecta y tratar de no arruinarla. Pero pasó algo antes de que nada de todo eso pueda pasar.  Algo que hasta me da lástima decirlo para que aunque sea, solo se recuerde la parte linda. Pero ya entendí que el hecho de no hablar de algo, no hace que desaparezca, así que les voy a contar... 

14.12.10

first date- part chu

Pero yo, a riesgo de pecar de egocéntrica (es un pecado el egocentrismo?) digo TODO en la primera cita. Porque considero que (a veces) omitir es lo mismo que mentir. Si estoy viendo a otra persona en ese momento, no es necesario que lo sepas. Pero si estoy casada y tengo hijos, no puedo caretearla. En eso los chabones suelen mmm tomarse muuucho más tiempo para decir SU verdad, digamos. Pero eso en la primera cita no lo sabemos. Hay otra clase de cosas en la que nos fijamos. Que va más allá de lo físico, porque si accedimos a una cita, puede no ser lo más hermoso del mundo, pero no debe ser vomitivo. Pero la ropa sí es importante, sentarse en la misma mesa que una camisa a cuadros roja y blanca, no es fácil. Y mejor no hablemos del calzado. Me pone de mal humor de solo pensar en una zapatilla blanca o una bota. Si, hay hombres que dicen ser normales que usan botas. Eso no es normal!!!!!! Esa clase de gente se da de baja instantáneamente. Lo ves de lejos, a los 5 metros fichas el calzado, a los 4 te dan arcadas y a los 3 cruzas de vereda camuflandote entre la gente. Si ya te vio y no podes zafar, siempre hay una amiga que juuusto tuvo un re problema (no hay nada bueno para ver en la tele) y tenes que correr a su encuentro. Pero habiendo superado el tema del calzado (que la ropa sea medianamente pasable, que su corte de pelo no sea como el de ninguno de los BSB y que tenga todos los dientes) la primera cita se vuelve interesante. O pasable. O densa. Hasta el momento de la cuenta. Para mi, eso es lo que determina si es una cita y va a haber una segunda, o no. Toda esa teoría de que el hombre tiene que pagar todo, es una farsa, ambos tienen que pagar. Pero tiene que intentarlo al menos. Si o si tiene que intentarlo. Si ni siquiera dice nada, yo personalmente lo doy de baja. Como hubiera cruzado 3 metros antes si hubiera sabido. Es el primer acto en el que el hombre muestra lo que es. No porque crea que Jacobo "billetera mata galán" Winograd tenga razón, todo lo contrario. Yo soy de los "chamuyo mata TODO". Ya dije, mentime que me gusta. Se el amor de mi vida por una semana y olvidemosnos. Pero acordate, this could be heaven or this could be hell y todo, depende de vos.

13.12.10

first date- part uan

Para mí es todo un tema la primera cita. No es fácil. Partiendo de la base que ese concepto hollywoodense de "citas" no me cierra mucho. No entiendo como se diferencia de "pinto hacer algo". Debería haber una invitación real? alguien debería decir "querés salir conmigo?"?. Hay algo en particular que tenga que pasar para que entre en el rubro de citas?. Pero bueno, la situación se da y de pronto te encontras en el baile y no te queda otra que bailar. Pero es una situación muy incómoda y con mucha presión. Es totalmente definitoria una primera cita. La ropa, el maquillaje, el esmalte, el peinado, el lugar... es todo importante. Y tu comportamiento, pffff. Si no hablás, sos una ortiva, aburrida y encima te cagas de embole vos. Y como sos mujer y no existe un punto medio, la otra opción que tenes es hablar mucho. Y de qué podes hablar? Sí, claro, de vos misma, es lo único que te sabes de pe a pa y que no da lugar a discusión. Porque además, realmente crees que ese es el momento indicado para que te conozca tal cual sos y se de cuenta lo divertida, inteligente, copada, simpática, sensible, buena persona, graciosa y EGOCÉNTRICA que sos.

9.12.10

Soñar es gratis

Hoy me levanté, como todos los días, muy tarde. Yo pongo el despertador con tiempo para bañarme tranquila, pensar tranquila que ponerme, peinarme tranquila y salir tranquila. Y hoy, 5 minutos antes de que suene el despertador, la esposa de mi papá empezó a gritar. Gritó "Hola" 13 veces, literalmente. No se porqué ni a quién. Pero me despertó 5 minutos antes y me puse de muy mal humor, así que decidí que merecía dormir media hora más y apurarme. O llegar tarde al trabajo. Generalmente opto por la segunda porque puedo no peinarme, pero si o si tardo mucho en ver que me pongo. Probablemente eso sea lo único de minita que tengo. Cuestión que, me desperté re tarde (como 1 hora después de que sonó el despertador), hice todo volando y salí. Pero cuando me subí al auto me di cuenta de que me había olvidado de pensar en el calzado. Por suerte, cuando salí de bañarme me puse ojotas negras, tranca. Porque si hubiera elegido pantuflas, hubiera salido con pantuflas. Más de una vez me pasó y como es inchamuyable, tuve que volver a casa. Pero hoy estaba llegando tarde y eran ojotas, fue, no es tan grave ir a trabajar en ojotas negras. Aparte está llegando el veranito, hace calor en la oficina, vine con ojotas, punto.

7.12.10

Estoy ansiosa por volver a tener un hogar y no una casa.
Mentira, estoy ansiosa porque hace tres días que no fumo.

6.12.10

asquerosa felicidad

Ufff, estoy tan feliz y de taaaan buen humor que me dejaría dar una vacuna en la lengua. 
Tan, pero taaaan feliz, que saqué todo lo que sobraba en mi auto. No lo lavé, pero le saqué las dos camperas, la radiografía, la pelota de playa, el paquete de servilletas, los vasos descartables, el paquete de talitas de cuando fuimos al río, la visera que me regalaron los chicos en Lobos, las clavas y las pelotitas para hacer malabares, la lona, el cuadro que me regalo Grace que ocupaba todo el baúl, los 5 paquetes de puchos vacíos, todos los tickets de estacionamiento y peajes, esos papeles que nunca supe como habían llegado ahí y hasta el tupper de mi hermano que heredé junto con el auto. Ahora todo el lugar de la basura lo puede ocupar gente.
Igual, estoy tan feliz, que creo que inclusive podría lavar el auto. Sobre todo porque hasta un limpiavidrios quiso hacer caridad conmigo y me ofreció LIMPIARME EL VIDRIO DE CORAZÓN. Pero no, yo estoy muy bien con el color tierra del que se tiñe mi realidad a través del parabrisas y con los talones sucios cuando manejo descalza.
Estoy tan tan feliz, que casi empieza a entusiasmarme la navidad.
Tanto, que hasta tomaría un vaso de baba de perro.

1.12.10

Maru, la gata flora II

TRADUCCIÓN:
Felices 4 Años Cachorrito Mío
(t-e--a-m-o, cada letra dentro de un corazón)
Tu Pulguita


Alguien me puede explicar quién es la puta forra que se le ocurre hacer este terrible papelón?
ok, en sí, nadie sabe de quién ni para quién es. Pero llego a ver a un amigo con el contacto de su novia en el celular como Pulguita y no voy a dejar de gastarlo hasta que la deje, por hija de puta.
No es lindo que te pongan un pasacalles. No es original. No es tierno. Es patético, grasa y vergonzoso.
Es el extremo más desagradable de todo lo cursi y mersa que se puede ser.
Es la máxima expresión de la falta de imaginación que puede tener una persona para expresarle su amor a otra.
Es una mierda.
Pero ojalá alguien me ponga un pasacalles alguna vez.

30.11.10

Maru, la gata flora

Soy la típica mina a la que le queda perfecta la frase "no hay poronga que te venga bien". Y no me queda otra que hacerme cargo, reirme de eso e inaugurar esta nueva sección.

Estuve rompiendo las pelotas en el trabajo para que me compren un ventilador porque entendí que nunca iban a arreglar el aire acondicionado. Me lo compraron y al día 2 lo devolví porque me despeinaba.


23.11.10

Mentime que me gusta

Me cansé de la gente que se jacta de ser sincera y te miente sin decoro. Hay mucho hijo de puta dando vueltas y creo que todos me los cruzo yo. ¿Saben qué? Estaría bueno que se pongan un cartel que diga soy un forro, así por lo menos se a qué me estoy ateniendo y puedo decidir caer de nuevo o mandarlos a la concha de su hermano cuando todavía esté a tiempo. Puedo ser tu amiga, hermana, novia, vecina compañera de trabajo o lo que sea, pero sigo siendo persona, conchudo, y por si no sabías, hay códigos básicos de respeto que una vez que se rompen no hay vuelta atrás, pasas a la lista de gente que directamente no vale la pena. Las excusas son una mierda y no hay ninguna necesidad de inventarlas. Hay algo que se llama cara y es lo que hay que poner cuando te mandas alguna o tenes algo que decir.

19.11.10

yo, la rechazada

Este último tiempo estuve muy enamoradiza. Tiene sentido teniendo en cuenta que es un claro mecanismo de defensa. Pero tampoco es sorprendente porque toda mi vida me sentí identificada con Georgina de Chiquititas, la que estaba enamorada de todos, de todos, de todos uu de todos. Y hace unas semanas yo estaba en un mal día y una compañera de trabajo me insistió para que la acompañara enfrente a comprar comida así salía, veía el sol, etc. Se suponía que eso me iba a sacar la tristeza, pero no. Me puso de mucho más mal humor porque la gente que trabaja en los 3 lugares de comida que nos rodean, son muy incompetentes. Pero ese es otro tema. Hasta que lo vi. Lo vi y supe que era él mientras cruzaba la puerta. Estaba hablando por teléfono y zezeaba, me encantó. Obviamente no iba a hablarle ni nada, me conformaba con mirarlo. Y vimos que tenía una de esas tarjetas magnéticas colgando del pantalón y que era de color verde. Es sabido que si estás comprando comida para llevar en La Potota, trabajas en el complejo. Y el único lugar con logo verde en el complejo es Globant. Hasta ese momento no tenía ni puta idea de que era eso, así que lo googlee.

15.11.10

Que me chupe otra cosa!

Ayer estaba mirando la revista VIVA con un amigo y vimos algo que nos llamó mucho la atención: una publicidad sobre el huevo. Primero me reí, después me resultó confuso y ahora tengo miedo.
Mi relación con el huevo es (supongo) como la de todo el mundo. No lo amo, pero lo como. En realidad tengo más relación con la palabra que con el huevo en sí. La uso por ejemplo:
- Este pelotudo no tiene huevos. No hace falta dar nombres ni explicar a que me refiero con esto. 
- Sacar esa mancha me costó un huevo y la mitad del otro. Está claro que nunca saqué una mancha de ningún lado, es solo el concepto lo importante.
- Tu vida me chupa un huevo. Este ejemplo se aplica a todo y a todos, ME CHUPA UN HUEVOOOOOO.
- Mamá, te juro que es el huevo que me hace mal al hígado! Situación real, mamá supo entenderme.
- Qué ganas de rascarme los huevos todo el día! Ufff, posta, que ganas!
- Me tenés los huevos por el piso! También, se aplica a todos, en algún momento todos me rompen los huevos.
- No, tío, no quiero jugar con tus huevos de nuevo. No voy a dar declaraciones sobre esto, es privado.


10.11.10

La dama y el vagabundo en un mismo cuerpo

No está en discusión que en otra vida, así como Luli fue negra, yo fui un pibito. Y uno bastante cabeza al parecer. No reniego contra eso, dejo salir mi camionero de adentro cuando le pinta. Hablo de autos, me siento con las piernas abiertas, digo muchas guarangadas, duermo en calzoncillos, me cargo nafta del surtidor yo solita, una vez me dijeron "casi casi parecer mujer", me gusta tomar del pico, en fin, soy bastante poco femenina. Pero hay situaciones en las que me doy cuenta que todavía, hay una señorita dentro mío. Como cuando lloré con la canción de Leo Mattioli o cuando le quise proponer matrimonio a la única persona que me hizo sentir una mujer digna ultimamente, o sea, la depiladora.
Pero lo que me preocupa llegó hoy. Ayer la batería de mi auto murió y tuve que llevarlo al ACA. Sigue siendo una actividad bastante masculina, abrí el capot, le hice cambiar una lamparita que no funcionaba, y me fui. Pero esta mañana cuando me subí al auto para ir a desayunar a lo de mamá, el auto había muerto nuevamente. Entonces, sin ponerme histérica (bastante poco femenino también) llamé al service del ACA para que vinieran a cambiarme de una vez por todas la bendita batería. El señor era muy buena onda, me rompió el orto con el precio de la batería, pero con onda. Charlamos, me dio algunos consejos y cuando terminó de darme los papeles y yo le di la propina, me acerqué sin pensarlo y le di un beso. Sí, saludé con un beso al mecánico todo engrasado. Eso es ser una dama.

9.11.10

Boludance, un poroto

Este fin de semana me sentí muy pelotuda. Nacho se sorprendió de que supiera quien es Farinello y me trató de burra por algo que ya no recuerdo. Le toqué bocina a un grupo de gente que me estorbaba en la calle y después me di cuenta de que era Europe (porque vi a los fans con remeras). Cuando era chica me compré un chupetín de U$S 5 (cuando salían 10 centavos) porque venía en un "micrófono" y mi hermano nunca me lo perdonó. En 2005 lloré porque no se terminaba un chupetín. Y así tengo miles de pruebas de lo boluda que puedo ser, pero esto fue too much:
Hace un mes empecé un curso de Flash. No, no estudio superheroes, no estudio fumar porro y (según Vale) ver elefantes rosas. Flash el programa para hacer animaciones y páginas web. Lo estoy haciendo en DotZero y como ya había hecho otro curso ahí, de onda me reservaron la vacante hasta el primer día de clases para que no tenga que ir otro día a pagar porque está en un lugar bastante paja. Pero cuando llegué y quise pagar, me di cuenta de que mis dos tarjetas de crédito estaban vencidas. De una ya tenía la renovación en casa pero me había colgado y nunca la había cambiado en la billetera, pero la otra no. Entonces llamé a mi viejo (que es experto en solucionarme TODO) y le dije que llamara y avisara que estaba vencida y no había venido la nueva. Pero el estaba en Mendoza y cuando se fijó en su billetera, él si tenía la renovada. Así que tuve que hacerme cargo del asunto y llamar a mil lugares 80 veces y que me dijeran 50 cosas distintas y nadie me solucionara nada. Por eso llama mi papá, no se como hace pero a él siempre le dan bola. La cuestión es que me dijeron que me la habían mandado y mi papá estaba seguro de que yo la había perdido en el caos de mi habitación. No me sorprendería que así fuera, pero no iba a perder tiempo en buscarla, y yo estaba segura de que no la había visto. Así que hice la denuncia de pérdida y pedí otra. Hoy me llegó la otra y tenía un sticker que decía que había que activarla por teléfono. Me dio alta paja, pero llamé. Por suerte era una máquina y me pedía datos numéricos así que no tuve ningún problema. Hasta que me preguntó mi edad. No entendí para que carajo querían saber eso, y puse 22. 
-El número ingresado es incorrecto.
-22
El número ingresado es incorrecto.
-22
-El número ingresado es incorrecto, aguarde, será derivado a uno de nuestros representantes.

Y corté, porque no estaba segura de tener 22 y no quería que una persona real se diera cuenta de eso. Y entré en crisis, ¿cuántos años tengo? Para mí tengo 22 (más allá de que si alguien pregunta digo 20). Pero dudaba, si tenía 22, había sido un año muy largo. Pero tampoco tengo 23, eso es muy cerca de los 25. No me importaba cuántos años tuviera, me importaba no saberlo. Hacía fuerza con la cabeza para pensar (no pregunten como) y no, no tenía ni puta idea de cuántos años tenía. Hasta que tuve que agarrar la calculadora, hacer 2010 menos 1987 y enterarme de que tengo 23 años. Podría haber hecho la cuenta mentalmente, pero ya no confío en mi cabeza. Y ahí entendí lo que me dijo mi hermano la semana pasada: "Nos haces demasiado difícil la tarea de entenderte y aceptarte como sos."
Y todavía no le había contado esto. Porque para él, que me haya autoenviado una carta, fue mucho. Pero cuando le mostré la magic pet que me había comprado creyendo que realmente era mágica y se movía sola (y  habiendo descubierto un hilo transparente para manerjala), no pudo caretearla más.
SOY UNA BOLUDA.

5.11.10

Queres que este bien?
Queres que este bien?
Eso fue lo último que supe de vos, y dejame decirte que no te creo un carajo. Porque, repito, las palabras se desvanecen y lo único que me demuestra lo que queres es lo que haces. Y cómo queres que esté bien sin vos? Se supone que si chasqueo los dedos puedo hacerte desaparecer de mi cabeza? Y justamente porque queres que este bien es que me viste rogarte una puta palabra y me la negaste? Y después de una semana me diste una supuesta explicación que en sí, no me sirvió para nada más que confirmar que te maneja tu propia mente egoísta? Y aún así, todo lo que quise hacerte saber es que estoy, que te entiendo, que realmente quiero verte sonreír, que no me importa lo difícil que sea. Pero tampoco fue suficiente. Yo no soy suficiente, ni cuando me banqué tenerte lejos calladita, ni cuando intenté explicarte porqué no estaba bien, ni cuando quise dejar de lado mi malestar por bancarte a vos. Y ni siquiera pude lograr que me preguntes UNA vez como estaba. Ni que tuvieras huevos de decirme (sin siquiera dar la cara) qué carajo iba a pasar conmigo con todas las letras. Y sabes qué? Hoy es un día hermoso y no tengo porqué seguir quedandome con toda esta mierda que es para vos. Si vivieras a 20 cuadras de mi casa, más de una vez me hubiera plantado en la puerta esperando para darte una trompada bien merecida. Y no fue hasta hoy, que acepté lo que quería negar para no sufrir. Qué cagón, por favor! Que bronca me da! Y cuánto te extraño! Pero sabes qué? Me paso a tu egoísmo, tu miedo, tu crisis, tu falta de valor, tu all inclusive y a vos, bien por el orto.
Listo, no hay absolutamente nada que yo pueda hacer (y eso es lo que más me molesta) más que desearte buena suerte y hasta luego.

3.11.10

Conformismo, el último grito de mi moda

Creo que estoy lista para tener una planta. Siempre me negué a ellas pero ahora creo que la mezcla de "algo" con "alguien" me va. Una planta te necesita y no duda de eso. Se deja cuidar y querer sin preocupaciones. La regaría con mis lágrimas cuando esté triste, la escupiría cuando esté enojada y la pondría en el balcón a mirar como cae el sol cada tarde de verano mientras me tomo una cervecita y practico malabares con mis nuevas clavas. La vería crecer, la mimaría. La ataría a un palito si le faltara fuerza para crecer por sus propios medios y estaría muy orgullosa de verla dejarlo y ser fuerte. Sería una bienaventurada de disfrutar mis sonrisas y sin duda, la haría feliz cuando me encuentre...
Bueno, pensándolo bien, tal vez no es una planta lo que necesito, pero ES LO QUE HAY.

2.11.10

Otra vez yo

Asumo las cosas como son y sigo. Me gustaría aunque sea sentir odio para poder hacer maldades. Pero obviamente eso no me haría sentir mejor, tal vez solo me divertiría un rato y después me sentiría mal de nuevo. Pero no puedo dejar de pensar en cuaaaanto puede cambiar una persona de un día para otro. No que cambie la persona, sino que yo la vea totalmente distinta. Lo que uno hace y dice, habla mucho más de uno que el contenido de lo que en sí está diciendo. Y me pega como el orto. Pero ya es normal eso, ya me río de eso, ya no voy a llorar por eso, ya no me importa eso. Un tropezón no es caída y darme la cabeza contra la pared no me va a parar, sobre todo porque tengo mil manos que me sostienen y me tiran para arriba. Lo único que todavía no puedo superar es esta canción, escuchen la letra:


Es un golpe bajo y la pasan todo el día en la radio. Pero esa no es la cuestión. Hablaba de esto de que las palabras se desvanecen y lo único que queda son los actos y las maneras de manejar las cosas. Y por suerte me rodeo de gente que se porta bien. Desde un chabon que conocí hablando por teléfono en el trabajo y sabe que decirme, pasando por mi mamá que respeta mi silencio, hasta mi mejor amiga que está conmigo en cuerpo y alma cada vez que la necesito.
A mí, por suerte, sí se me aplica mi frase favorita you only get what you give.
Y porqué carajo sigo hablando de este tema? Fue, ya volví a reirme, a hacer "punta, talón" cuando camino en el trabajo, a cambiarle la letra a las canciones, ya tengo pasaje al norte y bolivia con las pibas, volví a tratar bien a mi mamá.
Y eso de las pibas me hizo acordar a algo:
Ayer Car, el esposo de mamá (que en realidad, todavía no es el esposo, se van a casar en diciembre después de 20 años de convivencia) nos contó que iba caminando por la calle y vio salir de una casa a un tipo con un skate abajo del brazo. Pero era, según Car, un cuarentón, pelado (muy al estilo Juan Acosta) con bermudas y All Star. Lo estaba despidiendo en la puerta de un ph una chica, según Car, "piquetera" y le dijo: Bueno, ya sabés, si pinta que otro día pases a tomar una birra, tocame timbre. Pero si pinta un vinito, traete una copa porque tengo solo una. Cuando Car escuchó eso no pudo contener la risa en sus caras. Y cuando lo contaba tampoco. Fantástico verlo reír. De nuevo todos somos felices en casa.


29.10.10

hoy no

Hoy las gotas en el techo de vidrio de mi auto no me parecieron lindas.
Lamentablemente no se me ocurre nada gracioso para escribir. Solo se me ocurren cosas de loca acosadora pero estoy tratando de controlarlas (pero no prometo nada) porque la parte buena de sentirse como el orto, es darse cuenta que hay un montón de gente que te apoya, te banca, te escucha y te recuerda todas las veces que sea necesario que VOS VALES.
Y sí, no me merezco esto. Ni me había acostumbrado a tener el corazón enterito y sonriente, que ya lo veo roto de nuevo. Y no es por vos, es por mí. Es un nombre más a mi lista de frustraciones, decepciones y motivos para no quererme. Y no da, loco. Yo me amo. Y tendría que haber sabido que si yo entrego el 100% mi corazoncito, me iban a devolver un 85% y hecho mierda. Pero está bien, es parte de vivir, de ser joven, dramática y pasional. Y me la banco. Pero me la banco llorando y acompañada las 24 hs para no colapsar. Supongo que en algún momento se me va a pasar.
Lo único positivo que veo en todo esto, es que cuando me agarren ganas de hacer mi famoso "recorrido" paseando en el auto, ahora voy a tener que tomarme todo un finde porque 1.200 km no puedo hacerlos un jueves antes de dormir.
Y obvio que agradezco a la gente que si se porta bien conmigo, que si le importa cómo estoy y qué necesito. Pero no son quien yo quiero y tampoco pueden hacer nada al respecto. Odio no poder controlar situaciones y la impotencia que siento. Pero después me acuerdo de todas las cosas que me fueron diciendo estos días y así como las lágrimas no dudan en salir apenas me quedo sola, en ese momento, todo se seca. Lo que más me quedó fue lo que me dijo mi jefe-tío Beto: "Maru, nadie, más que tu mamá o tu papá, merece tus lágrimas. Vos vales demasiado para estar así" lindo, no? Mis amigas obviamente también encuentran siempre que decir para calmarme y hacerme pensar. Mi profe de inglés lloró cuando me vio llorar (si, lloro en el trabajo, en inglés y en todos los lugares donde regalo sonrisas cuando estoy feliz). Por suerte mi papá no está y mi mamá se conformó con saber que "estoy mal pero no quiero hablar de eso". Laura me ofreció galletitas con queso pero le dije que no porque estoy haciendo huelga de hambre hasta ser feliz. Hoy la corté igual porque me fui a sacar sangre y después me comí una tostada con queso y tomé cindor porque estaba muy mareada. En realidad la había roto anoche cuando cené tarta en lo de Vale. Pero ahora sigue, y solo puedo ingerir agua, mate, fernet, cerveza, muchísimo tabaco y eventualmente coca light. Y aunque creí que mi vieja me iba a mandar a la mierda cuando le contara mi proyecto, me apoyó. Tal vez porque omití la parte en la que estuve vomitando lo que comía. No a modo de bulimia repentina ni mucho menos, no se, pintó el vómito (Luli, no me llames para putearme cuando leas esto). Me gusta un poco sufrir y autodestruirme un poco.
 En fin, hay que cortar con el drama, porque yo soy experta en eso y estoy bastante hinchada las pelotas y quiero estar contenta y volver a ser una persona con la que el resto del mundo quiera compartir su tiempo. Aparte nadie murió. Bueno, si, y trabajar frente a aeroparque me lo está haciendo ver y escuchar con las bocinas.
Pero aunque quiera hacerme cargo de los problemas ajenos, tampoco soy la mamá de nadie y tengo un límite (que todavía no conozco).
Así que ya saben, si alguien tiene un poco de orgullo, amor propio y felicidad para venderme, con gusto haremos negocios.
Pero bueno, dejemos ir la parte depresiva, loca acosadora, y aburrida que predomina en mi vida y hablemos de las cosas lindas que sii tiene la vida. Bah... tiene cosas lindas las vida? mmm hoy no.

25.10.10

que lunes tan lunes!

Eso fue lo primero coherente que dijo Gaby hoy.
Gaby es una compañera de trabajo que es muy graciosa para mi. No es gracioso lo que dice, es graciosa ella. Tiene una manera muy mmmm especial digamos, de combinar colores. O sea, no los combina, todas las mañanas piensa en un color y se pone todo lo de ese color que encuentra en el placard. Hoy tocó azul eléctrico y se puso calzas azules con un vestidito azul. Y decí que hace calor porque se hubiera puesto la camperita azul que va con el equipo (confirmado, la trajo por si refrescaba). Casi siempre usa colores pastel, morado, verde, azul o directamente negro. Rara vez usa pantalón y a veces se anticipa a la navidad y se viste con una pollera escocesa verde y roja, calzas verdes y remera verde. Tiene un tic medio molesto de tocarse el flequillo toooodo el tiempo, como enrularselo y aplastarselo al mismo tiempo. Obviamente no es buena combinación y digamos que.... bueno, el flequillo no lo mantiene tan limpio como nos gustaría. En fin, la cuestión es que tiró esa frase y me dejó pensando. Es verdad, es un lunes ree lunes. Yo no odio los lunes como Garfield. Solo me desconciertan. No se de qué humor estoy. Tengo cara de nada, me río si algo me da risa pero mientras soy un ente andante. Como diría Grace, mi profesora de inglés, estoy fantasmagórica. Siento como si me desplazara en vez de caminar y definitivamente, soy invisible. En el trabajo no soy el tema de conversación. Eli volvió de su viaje por Europa y Gastón está desaparecido. Literalmente! Tenía que estar a las 7 am en la casa de Pablo para ir a un evento y nunca llegó y no atiende el celular, ni él ni su novia. Y el chico con el que comparte departamento dice que no sabe nada de él tampoco, pero no es que se haya preocupado mucho de todas maneras. Así que hay una especie de bronca y preocupación general por Gastón y emoción por el regreso y las anécdotas de Eli. Y no es que no pueda soportar no ser el centro de atención. Pero no lo soporto. Nadie reparó en mi remera nueva. Igualmente, a medida que va pasando el día me voy poniendo de mejor humor, como todos los días. Pero sigue siendo lunes, y sigo confundida. Es como que vengo de lo más profundo de mi depresión dominguera y estoy en el proceso de volver a la vida, pero tampoco estoy en vida. Es lunes, digamos. Un día de mierda, al igual que el resto de la semana. Porque ya ni el viernes me entusiasma. 
Nada me entusiasma. Necesito reinventarrrrrmmeeeee y ya todos sabemos por donde va a venir la mano... muajajaja

22.10.10

aceptenme como sooooooooy

Me siento como el orto, hay cierta gente odiosa que canta canciones totalmente odiosas (ej. Diego Torres) que yo, obviamente, odio.
Pero tengo que confesar algo: esta canción del orto, de este flor de pelotudo, me gusta 


21.10.10

por algún lado tenía que salir

Y sí, como me tengo acostumbrada, lo que ayer era rosa y sonrisas, hoy es gris (pq negro es muy exagerado) y terrible cara de orto. Y como no quiero explicar cual es el motivo que ocupa el 80% de mi odio hoy, voy a descargar con el otro 20. Es el odio que llevo latente todo el tiempo conmigo y que cuando se despierta, en esas determinadas situaciones, saca de lo más profundo de mí toda la bronca que había estado guardando.
así que a vos te digo,
frase de tarjeta de fiesta de 15;
papel higiénico puesto al revés;
persona que muerde los cigarrillos;
doctor que no te esforzas por hacer clara tu letra porque "sos doctor";
preservativo;
romanticismo;
jean;
adulto que dice faso, tranzar, profiláctico, relaciones;
gente cagona;
frase hecha "no hay nada más lindo que...";
gente que resigna su felicidad;
delineador que no pintas;
uña frágil;
morrón;
moneda de 5 centavos;
chino que no te cortas las uñas;
vieja que emanas olor a vieja;
baba de perro;
amiga que no te bancas decirme algo duro en la cara;
cortadura con papel;
sahumerio;
pucho prendido a medias;
encendedor perdido;
compromiso familiar;
control remoto sin pilas;
y por último, aunque podría seguir eternamente,
porteñismo;
TE ODIO

20.10.10

cursiLANDIa

Estoy celosa de vos, de que puedas estar con vos mismo todos los días.
Estoy celosa del espacio vacío (supongo) que te acompaña en tu cama. De todo el aire que te rodea, de tu cinturón. Estoy celosa de la distancia que separa tu casa del resto de tu vida cotidiana. Estoy celosa de cada cigarrillo que apoyas en tus labios. Del volante cuando manejas. De la música que escuchas. De la tele cuando la miras. Estoy celosa de tus mensajes enviados. De tu perfume. Del chocolate. Ni hablar de Bruno.
No me tiembla la voz para decirte cuán enamorada estoy de vos. Pero hay algo que tengo ganas de decirte y no puedo. Que lo siento y lo se con seguridad. Que a lo largo de mi historia nunca pude decir. Probablemente sea otro de mis tantos miedos. Y, sabiendo que es muy patético, tengo que admitir que estuve practicando mil formas de decírtelo de la manera más natural posible. Me imaginé cada situación, cada posible conversación y yo diciendotelo como quien dice buen día. Y no, no me sale. Me da vergüenza, me da pánico, me duele la panza. Y trato de pasártelo telepaticamente. Y nada. Y pienso, pienso y pienso. Y no llego a ningún lado, nunca voy a tener valor para decirlo. Por suerte, los dedos no me tiemblan para escribir un te amo.

18.10.10

Nada está bien si yo no estoy bien.
Yo no estoy bien si vos no estas.
Lo entendí, estoy triste.


15.10.10

literalmente yo

Cuando estudiaba, se encargaron de repetirme hasta el cansancio un ejemplo que se ve que en la publicidad es clásico y no está bueno. Se llama "La vaca La vaca". Y al parecer, funcionó bien porque me quedó bien grabado en la cabeza y ahora lo relaciono con todo.
Esto de la vaca la vaca se refiere a decir las cosas de manera lineal, directa. Y me detuve a observar y hay mucha gente que usa este método. No digo en la publicidad, digo en la manera de comunicarse. Un poco me gusta y un poco no, que se yo.
Pero me rodeo de gente que se comunica de maneras muy distintas.
Los que más odio son los que dan explicaciones sin que nadie le pregunte nada. Ejemplo:
- Me prestas el cargador de tu celular?
- Si, obvio, toma.
- Porque perdí el mío.
-... ok, toma.
- Bah, en realidad no lo perdí...
-...
- Mi perro se lo comió, je. Y ayer usé el de mi viejo pero bueno, no podía traerlo acá porque sino lo cago a él y como sabía que vos tenías...
- AGARRALO Y ANDATE!

Después de esos, los más odiados son los que me informan cosas que claramente no me interesan:
- Che, Marian, mirá que hoy no voy a almorzar porque ayer comí un guiso de lentejas que hizo mi vieja que, estaba buenísimo igual, pero me cayó como el oooorto... te aviso por si querías poner la mesa, que no me cuentes a mi... porque viste que vos siempre pones la mesa para todos...
- (WHAT?!?!)

Y entendí que no me gusta escuchar de más. Lo que quiero saber lo pregunto, punto. Y si no lo pregunto es porque no me interesa. Y si no me interesa no hay ni una sola razón por la cual me lo tengas que decir igual. Y mucho menos repetir (ejemm, mamá Sonia, ejemm).
Yo seré igual de densa?
Al resto de la gente le mostará de la misma manera?
Existe alguna pastilla para aumentar la tolerancia?
O para silenciar a la gente?
Algún día dejaré de hacerme tantas preguntas pelotudas?

Mientras escribía esto, me puse a pensar en mi propia manera de comunicarme. Y no se, no se como me comunico. Creo que soy bastante "la vaca la vaca". O trato de serlo. Pero para que cada idea salga así, primero en mi cabeza fue como cuando me importaba el protector de pantalla que ponía en mi compu y elegía el texto 3D con rotación vaivén que también cambiaba de colores. Y descubrí que no solo mis pensamientos son así. Yo soy así.
O sea, muto, crezco, me muevo y siempre muestro primero solo una partecita mia. eh?

12.10.10

Sociedad, dejame en paz!

En mi nueva etapa bloggerística, me obsesioné con leer blogs de gente que no conozco y creer que tengo autoridad moral/intelectual (sé, justo) para juzgarlos (para mis adentros, obvio). Pero hoy leí el blog de un chabón que me encantó (el blog, no el chabón). Al principio me pareció un toque depresivo y me embolaba leer taaaanta melancolía junta. Hasta que encontré algo que él denominó autorretrato y lo entendí. Entendí todo lo que le pasaba y lo quise. Sentí que él me entendía. Nunca había leído en palabras tan claras algo que me daba vueltas en la cabeza. Yo lo denominaba como diría Romi, presión social. Eso de tener que ser feliz con lo que se supone que seas feliz. Pero no. Me encanta vivir bien, tener todas las cosas que quiero, me encanta ver que si me propongo terminar algo, lo cumplo (este último tiempo) y bla bla bla. Pero no es eso lo que busco. No es mi felicidad. Y no me importa tardar 23 años más en encontrarla. Decidí aceptar que no quiero estudiar (ah, no lo había decidido antes? si, pero ahora lo acepté y estoy feliz con eso). Decidí que prefiero ser mejor persona antes que mejor publicista o lo que sea. Porque no tener una vocación me atormentó muchos años. Y ahora me consuelo con que mi vocación es ser yo. Pfffff, es genial ser yo!. No quiero dejar de hacer las cosas que me hacen feliz por encerrarme a estudiar, ni por tener un trabajo donde tenga que pisar cabezas para llegar a algún lado. Prefiero tener el trabajo más mediocre y hacerlo intenso con mis ganas (bueeeena). Prefiero doblar el título y guardarlo en el cajón. Prefiero tener tiempo para ver a la gente que me saca una sonrisa. Prefiero pasar toda la tarde tomando mate con mamá y escuchando problemas de cincuentonas. Prefiero no tener nada que hacer y poder hacer lo que quiero. No nací para hacer sacrificios. Simplemente no quiero. Lo intenté eh! Intenté encontrar lo mio en un montón de lugares. Y nunca lo encontré. Y todas las mierdas académicas que aprendí no me dieron ni un cuarto de la satisfacción que sentí cuando caí en la realidad de todo lo que había aprendido de mí. Suena muy mediocre? Me la soba. Hoy, no me importa nada.

8.10.10

AP, Altos Problemas

A veces me cuesta un poco, pero trato de ponerle mucha onda a mis jornadas laborales. En sí, no hay mucho de lo que yo me pueda quejar, la paso bastante bien y me divierto con muy poco. Pero hoy parece ser un día relajado, donde la gente se ríe de sí misma y eso hace que yo también me pueda reír de ellas. A Delfina le descubrimos una cana símil pelo de concha gigante y aunque ella quiso convencerse de que era un pelo teñido con reflejos que había quedado muy claro, no pudo evadir más la realidad cuando se la arranqué (con arcadas) y la tuvo en la mano. Ella no quiere aceptar que está creciendo, que a su edad Vivi ya tenía una hija y que, como le dijeron, las mujeres son como el pan dulce... después del 25 ya nadie las quiere.
Flor tuvo que aclararle a una tal Abigail (no pregunten si es hombre, mujer o travesti porque todavía lo estamos tratando de definir) que María y Florencia no era más que María Florencia... o sea, ella. No entiendo con qué criterio María y Florencia tendrían el mismo trabajo y la misma dirección de mail pero serían dos personas distintas. Y le rogó que dijera que había más personas que tuvieron la misma confusión. Sorry, pero no, el resto leyó la firma del mail y entendió todo.
Laura tiene una relación especial con la comida. A las 11 de la mañana come papas fritas o nachos, a las 12:30 almuerza una empanada, a las 14:30 se toma un té, a las 15:45 come galletitas con queso y después no se más porque se va de la oficina. Y almuerza sola, obviamente nadie quiere almorzar a las 12:30. Hoy se fue a comer a un lugar acá cerca y cuando volvió confesó que se había sentado en una silla llena de puré de zapallo. Primero me reí un montón y después pensé que no me sorprendería que el exceso de puré que sacó de su pantalón se lo hubiera comido. Eso me asustó un poco.
Y después está Vivi. Que tiene una lucha interna entre ser adulta y ser una niña. Generalmente es una niña. O un niño, porque es bastaaaante guaranga. Se vive quejando de su exceso de peso. Durante dos días hace dieta, toma calditos horribles, come cosas que parecen regurgitadas y está re contenta. Pero al día 3, se compra un cuarto de helado en Freddo. Yo la cago a pedos, porque hay que tenerla cortita. Por mi que coma lo que quiera, pero que después no se queje si no le entran los pantalones!!! Yo trato de torturarla y hacerla sentir mal, pero nada funciona.

Y después la que está loca soy yo!!!

6.10.10

Lo mío es full time

No tengo dudas de que yo tendría que ser la protagonista de un reality show. Todavía no decidí el nombre, pero podría ser algo así como… “The Maru’s Show”, o es muy copia? O “Cuando creías que tenías problemas mentales… llegué yo para que veas que siempre se puede estar peor” Larguísimo. Pésimo. Bueno, el nombre después lo vemos. Pero tendría que tener una cámara que me siga las 24 hs. Esa fue mi conclusión del almuerzo de hoy en el trabajo. Yo creo que mis compañeros piensan que tengo serios problemas mentales. Nada que no me hayan dicho antes. Todavía no se si la gente se ríe conmigo o de mí. Pero me da igual mientras se rían. Y no es que por gustarme que la gente se divierta me voy a disfrazar de payaso, NO. Nadie cree que eso pueda ser divertido. Está bien que estoy acostumbrada al ridículo, pero tampoco para tanto.

A diario hago miles de papelones, es verdad. A veces me encuentro en situaciones totalmente sin sentido como estar parada en un semáforo y aprovechar el techo deslizable de mi auto para hacer con Luli un show de títeres con las manos cantando “quién eeeees?. Soy yoooo?. Qué vienes a buscar. A tiii”.Patético. Nadie me está mirando (por suerte). O mi “truco” (por el cual me siento muy inteligente) de guardar el celular en el cajón del escritorio del trabajo de forma tal que si lo dejo medio centímetro abierto, veo si se le prende la lucecita roja de que hay algo nuevo. Obviamente no tiene sentido porque cada 28 segundos promedio, abro el cajón y toco algún botón para corroborar, porque tal vez se quemó la lamparita roja. Muy obse.

Es que me gusta mucho la foto que tengo de fondo de pantalla y me quedo los 15 segundos que tarda en apagarse mirándola. Y como se apaga paulatinamente, mi cara se va transformando de una sonrisa a un ceño fruncido como cuando Lisa le rompe el corazón a Rafa en el programa de Krusty. El gesto final es muy triste. De nuevo, patético.

O jajaja cuando camino por la agencia donde trabajo, me gusta hacer ritmos con los pasos. Tengo mi preferido, obvio. Y voy diciendo bajito “punta talón punta talón”. Y moviendo los brazos al son de la música. En ese momento me siento Björk en Dancer in the dark, que flasha musical todo el tiempo.

Pero sin dudas la peor de las cosas que me encontré haciendo fue cantar el jingle de Despegar.com creyéndome Christina Aguilera, aún sabiendo que tengo las ventanillas bajas y todos los que esperan el bondi me están mirando. Pero claramente no le pego ni a un tono. Qué bajón! Con lo que me gusta cantar.

Pero con cada mini-papelón que hago, lo único que espero es ser la anécdota graciosa/patética del día de alguien. Y creo que tan mal no me va, hace 3 horas que estoy despierta hoy y ya recolecté 7 sonrisas.

5.10.10

La mala suerte me persiguió hasta que me encontró

Perdí la billetera. Tengo una calentura que no puedo explicar. Como dijo la Tana Ferro (y ayer me repitió Luli) las desgracias con suerte no existen. Ok, no perdí documento, tarjeta de crédito, registro, buenísimo. Solamente plata y algunas cositas que guardaba ahí. Pero es un montón! Teniendo en cuenta que las cositas tenían valor sentimental, que tenía muchas monedas, que había más de 300 pe y ahora me quedan $ 9,5 que encontré tirados en la cartera hasta que cobre, y que la billetera me la había comprado en México y no tengo otra igual! Ven que debería comprar doble las cosas, es para este tipo de situaciones!
Lo que más me molesta es haberla perdido ebria y no haberme dado cuenta hasta que pasaron dos días y tuve que devolverle a una amiga la plata del envío de una carta que mandé a mi propia casa (sin esa intención obviamente) e ilusionarme con que tal vez se me había caído en el auto. Pero no. Tal vez estaba en mi habitación, que como es un bardo, puedo encontrar CUALQUIER COSA. Pero no.
Y tuve que asumir que la había perdido. Hubiera preferido perder, no se, cualquier otra cosa de las miles que guardo en la cartera, porqué justo la billetera? O a un hermano... total tengo dos... pero no la billetera!!!!
Ojalá aunque sea la haya encontrado alguien a quien le venga bien la plata.
Mentira, no soy tan buena, ojalá los billetes estén llenos de mmmm antrax y se contagien y les de algo muy malo!!!!!
O no, mejor, ojalá sean todos billetes falsos y el FBI los haya estado buscando y los encuentre justo ahora y me llamen para devolverme la billetera!
Yo mientras, voy a volver a mi estado natural de tener la plata suelta en la cartera (cuando tenga). Maldición!


4.10.10

Cuando tenía 18 años, un chico que me gustaba hacía varios años y con quien habíamos tenido varias idas y vueltas me definió con una palabra con la que nunca antes me había sentido identificada, me dijo "sos ciclotímica". Al principio me ofendió un toque porque sonaba más a "histérica de mierda" que a otra cosa. Pero después leí mil veces la definición en el diccionario (algo así como alternancia periódica de fases de depresión con fases de manía) y si, suena heavy, pero puede que tenga algo de eso. Ayer me desperté con un nudo en la garganta, y sin explicación aparente, me largué a llorar. Intenté ver las cosas de la manera más negativa posible y no había caso. No me pasaba nada, no estaba triste, no me había peleado con nadie, nada. Seguramente sea parte de ser mujer. Y ya saben cuánto me molesta eso. Pero hoy, después de pasar una mañana de mil preguntas acerca de mi cara de orto, se me pasó. Como por arte de magia. Y ahí es cuando más entro en crisis. Porque, no se si lo habrán notado, pero tengo un tema personal con la cuestión de la realidad y la fantasía. Tengo la manía de querer rotular TODO. Cualquier cosa que me pasa, lo primero que hago es pensar si es real o es un flash. Y después de taaaaaaantos casos de flashes que quise creer que eran reales, ya no me creo nada. De todas maneras, parece que no me canso de darme la cabeza contra la pared y que no aprendo un carajo de mis errores. Generalmente la manera de darme cuenta si algo me gusta realmente, es porque si no me gustara, no me lo bancaria ni un segundo. Así es como mido mis realidades. Suena una mierda no? Estar todo el tiempo esperando cambiar de opinión no está bueno. Pero la mejor parte es cuando me doy cuenta de que algo que podría ser un flash y yo me quiero convencer de que es real, es realmente real. Pero ya me acostumbré a disfrutar todo, las cosas reales y los flashes pasajeros. Y hasta disfruto mis depresiones y mis manías. Por ahí el día que lloro sin razón la paso un poco mal, pero como se que al día siguiente se me va a pasar, ni le doy bola. La cuestión es que hacía bastante que no me pasaba. Creo que volví a odiar los domingos, sobre todo cuando tuve un buen sábado. O no se. Odio ese límite finito entre lo que estoy segura y lo que me quiero convencer de que estoy segura. A veces no entiendo como la gente me cree lo que digo. Porque yo se que no miento. Y aunque un día diga una cosa y al otro día cambie de opinión, no significa que haya mentido, significa solamente que cambié de opinión. Pero la gente que no me conoce debe pensar que tengo serios problemas. Y tal vez los tengo, pero igual soy feliz. Como Howita, pero sin sus fotos de perfil. Como Woddy Allen, pero sin garcharme a mi hijastra oriental.
En fin, se entendió? Soy consciente de que me cambia el humor, se que es muy paja y que puedo pasar del amor al odio o del odio al amor en, literalmente, un solo paso. Pero mientras siga teniendo cerca a la gente que no me da ni una razón para dudar, no necesito nada más.
Si, todo esto es culpa de Cris Morena, sus historias fantasiosas y su cursilería barata. ¿Porqué nunca tuve una ventanita de los sueños?

30.9.10

hoy es tu día

No hay nada malo que pueda decir de vos. Quisiera tenerte toda para mi, y me cuesta un montón pero aprendí a compartirte. Justamente porque crecí compartiendo todo con mis hermanos. Pero es obvio que de los 3 soy la que más te quiere y necesita. Soy la que más te disfruta. Y aunque generalmente tienen una relación más estrecha con los varones y soy la única "nena", lo nuestro es especial. Con el tiempo aprendí a manejar situaciones juntas. Haces que me sienta bien tal cual soy. Me quitas todos los miedos y verguenzas pelotudas. A veces no se si logro devolverte aunque sea algo de todo lo que me das, pero se que tenemos muchos años juntas por delante. Todo el tiempo quisiera compartirlo con vos, siempre te estoy extrañando. Me bancas cuando estoy mal, me divertís cuando estoy de buen humor. Haces que me olvide de todos mis problemas. Te quiero mucho mucho mucho, cerveza.

Ah sí, también es el cumpleaños de mi mamá.

28.9.10

Hay que creersela más

Estoy en esa etapa. Me la quiero creer. No por mis capacidades intelectuales, no por tener el sueldo más alto, sino por considerarme una gran persona. Si, loco, me considero una gran persona. Y estoy orgullosa de eso porque llegar a pensar así de mí me costó un montón. Tal vez es esta puta mirada positiva que tengo ultimamente, pero estoy muy conforme con la mayoría de los aspectos de mi vida. Estoy segura de que todas las cosas buenas que me pasan me las merezco. Todo lo que das, lo recibís (bueno, no TODO, a veces solo recibís ja). Se que mis amistades son sinceras, reales y recíprocas. Y estoy feliz por eso. Me gustaría que todos se pusieran a pensar que si alguien tiene un lindo gesto, una buena actitud con vos, es porque te lo mereces. En realidad, no quiero que todos se pongan a pensar eso. Quiero que vos, mejor amiga, te des cuenta de eso. Yo se que este año una parte de vos murió, y lamento mucho que no haya una solución para eso y más lamento no poder hacer nada para ayudarte. Pero necesito que te la empieces a creer, que te hagas cargo de todo lo que te amo y de lo que te amaron. Por que la única explicación sos vos. Todo lo que sos, con las miles de veces que me dan ganas de pegarte y las millones de sonrisas que me sacaste desde que te conozco. Son incontables las veces que me secaste las lágrimas, que te fijaste que necesitaba y sin importar cuanto te cueste me lo diste. Porque sos puro dar, y te cuesta mucho recibir (pero bien que te guuuuusta eh). Sabes que sos una hermana para mí, y por más celos que me de, sos una hija para mi mamá también. Te amo muchísimo!
Era eso.

27.9.10

tenes tiempo?

No fue tan traumático el viaje. No como esperaba. Tal vez porque tenía tantas ganas de estar allá que no me importaba lo que tenía que hacer. Pero mentiría si dijera que no sufrí. Temblé hasta que subí al avión (con 20 minutos extra). Sudé como nunca mientras el avión hacía cola antes de despegar. Se me cruzaron mil ideas por la cabeza, hasta sentí ganas de morir con tal de no pasar eso sola. Supe que tenía que gritar que quería bajarme o aceptar que mi destino era chocar en el aire con otro avión. Me consoló pensar que lo peor que me podía pasar era morir, pero iba a ser una muerte copada. Pero despegamos, no chocamos con nadie y miré la ciudad alejarse lentamente con una mezcla de nostalgia, miedo y felicidad. Pero mi cabeza no paraba un segundo. El asiento de al lado mio estaba vacío y en el pasillo un viejo que olía muy mal y me miraba muy mal. Tal vez se dio cuenta de que contenía la respiración. Y me vengué cuando el señor piloto dijo que si mirabamos el horizonte se podía ver Venus, no lo dejé mirar por MI ventana. Y eso de Venus fue un flash. Podría haber sido cualquier cosa, pero yo estaba fascinada pensando que ahora conocía un planeta más. No se cuantos planetas conozco, pero ahora conozco Venus y eso era lo único que me importaba. Y todo iba muy bien, estaba tomando una coca, comiendo un alfajor, tranquila, pensando cómo iba a hacer para grabar todos los pensamientos geniales que estaba teniendo y no podía compartir con nadie. Y me pregunté si las azafatas harían un curso intensivo de guardado de equipaje en el cosito de ahí arriba, porque te miran con cara de que sos un tremendo pelotudo y ella en un segundo soluciona todo, como un tetris, no se como hacen. Y yo no era nadie ahí, nadie me conocía, nadie sabía adonde iba (bue, si, sabían donde iba el avión) pero no les importaba mi vida ni si la estaba pasando como el orto. Y el piloto no tiene mejor idea que empezar a hablar, contar a cuantos metros ibamos y yo solo escuché bla bla bla TURBULENCIA bla bla. WHAT? TURBULENCIAS?. Se me fue toda la calma y saqué la cara fingida de que estaba re acostumbrada a volar sola y que era solo un trámite y entré en pánico. Quise twittear, porque me acordé de un caso donde una mina había twitteado que habían secuestrado el avión y por eso se salvaron. Pero no se me ocurrió una sola cosa para escribir, tenía que despedirme de mucha gente si iba a morir, así que preferí intentar dormir. No funcionó, obvio, mi cabeza iba a mil, me ajusté muy fuerte el cinturón y confié en Nacho que dijo que los que siempre sobreviven son los que van en la cola, y mi fila era la anteúltima. Habrán pasado 15 minutos y de nuevo el tururún de que van a hablar. Tardó un segundo, y fue el segundo más eterno del mundo. Estaba lista para que soltaran las máscaras de oxígeno, había prestado mucha atención a la explicación así que la tenía más que clara.
En fin, no pasó nada, era para avisar que habíamos llegado. Así que genial, se terminó el sufrimiento y empezó el momento de disfrutar. Obviamente re disfruté mi estadía, no hace falta que lo aclare. Pero tuve que volver y estaba segura de que se venía la peor parte. No quería irme, no quería subirme a un micro, no quería tener que despedirme, no quería nada. Pero obviamente pasó. Y esta vez pude twittear por las dudas, pude aprovechar la tecnología al máximo. Pero no podía dormir. Después de cenar pusieron una película del orto. El protagonista estaba bueno pero tenía 16 y estaba Pierce Brosnan, pero era un centauro. Así que nada, incliné mi asiento al mango, me puse medias, me tapé con la frazadita y no reprimí lo inevitable, maquinar hasta quedarme dormida. Cuál es el sentido de pensar tanto todo? Estaba un toque en crisis. Pero me calmó ver que la mina de la fila de al lado (dicho sea de paso, hiper densas las dos, no pararon de hablar y reírse y moverse) acomodó el apoyapiés horizontalmente. Era una gran noticia, iba a dormir como un champion. Pero claro, tardé todo el viaje en entender cómo se acomodaba. De hecho nunca lo entendí, cuando no se caía para un lado, se caía para el otro, me golpeaba la rodilla y hasta se me cayó de lleno en el empeine del pie y no grité porque estaba la luz apagada. Pero flashé que me había quebrado hasta la cadera y como soy tan masoquista, tuve que elegir ese momento para ir al baño. Pero estaba segura de que había alguien y que estaba tardando mucho. Escuchaba que tiraba la cadena y nunca salía. Esperé más de una hora, conté 13 tiradas de cadena y sufrí pensando que cuando saliera iba a tener que entrar yo y eso no era una buena noticia. Por suerte, alguien tuvo ganas de ir al baño antes y como si nada, abrió la puerta y entro, no había nadie. Y yo me sentí la más pelotuda, menos mal que todavía no inventé el grabador de pensamientos y nadie se enteró.

22.9.10

Bienvenida al amor

"Bienvenida al amor"? No tenía ganas de escuchar eso. No tenía ganas de ingresar al círculo del amor, pero al parecer, según una compañera de trabajo, ya entré. Y ahora no se como salir, si quiero salir, o qué tengo que hacer para seguir perteneciendo, si es que todavía estoy adentro. Pero yo creo que sí, viajar un finde a otra provincia debe querer decir algo. Además de que, obviamente, siendo mujer implica un millón de cosas más. Ok, sí, exagero, pero esta vez es real, no fue soplar y hacer botellas. Les cuento algunas de las cosas por las que tuve que pasar para poder llevar a cabo este plan:
  • Tratar de convencer a un amigo de que viaje conmigo por el pánico al viaje en sí.
  • Pedirle la tarjeta a una compañera de trabajo para sacar el pasaje por internet.
  • Aceptar la idea de que durante 6 meses voy a pagar algo que disfruté 3 días.
  • Pedir un día en el trabajo porque no había vuelos para el viernes. Y por ende, asumir que mi amigo no podía y tenía que tomar un avión y un micro sola.
  • Limarme y pintarme las uñas.
  • Ir a la depiladora.
  • Hacer y deshacer el bolso mil veces sabiendo que igual, estoy haciendo cualquiera.
  • Llevarlo un día antes al trabajo porque tengo que dejar el auto en casa y darme cuenta que me olvidé cosas muy básicas.
  • Explicarle a mi papá, mamá y hermanos adonde voy y porqué, y no frustrarme porque no lo entiendan (y no se sorprendan porque "esperan cualquier cosa de mí").
  • Controlarme para no comerme las uñas de los nervios y la ansiedad.
  • Fumar mucho por no poder comerme las uñas.
Basicamente esas son algunas de las cosas. No son mil, pero son bastantes teniendo en cuenta que, además, tengo que lidiar con mis sentimientos y con ese concepto de pertenencia a un nuevo mundo, el mundo del amor.
Pero qué? Taaaaan nuevo es todo esto para mí? Lo dejaría a su criterio, pero no soy Karina Olga.
Y si, cada vez es como la primera vez.

21.9.10

El árbol no me deja ver el bosque

A medida que pasa el tiempo voy entendiendo un montón de cosas que antes no entendía. Pero obviamente, aparecen nuevas cosas que todavía no puedo asimilar. Y si que mi mamá cumpla 50, mi hermano viva solo y tenga un auto de adulto, mi papá ya no me lleve de vacaciones, yo haya comprado un lavarropas y mi grupo de amigas solo se junte para cumpleaños y velorios fueran pocos cambios, mi prima está embarazada. Mi única prima, la persona más cercana a una hermana que tuve. Es una nena y se llama Delfina. Pero creo que no caí hasta que vi la ecografía y escuché los latidos. Y me puse a pensar cómo había llegado la nena con la que me quedaba a dormir en lo de los abuelos y compartimos años de vacaciones juntas, la pendeja con la que bailabamos chiquititas en la calle y nos "peleabamos" a los gritos en el balcón para llamar la atención de los vecinos de enfrente, la joven rebelde con la que probé mi primer cigarrillo, la prima más grande que prometió cuidarme en Pacha cuando finalmente me dejaron ir a bailar, esa amiga con la que nos contamos todos los detalles desde nuestro primer beso hasta el último y estamos al tanto de la vida de la otra todo el tiempo, a de golpe, formar una familia. Y yo que tengo miedo de casarme por las dudas de enviudar.
Obviamente le hice un millón de preguntas, pero la verdad es que en este momento no recuerdo las respuestas, me perdí en su pancita y en la manera en la que le brillaban los ojos.
Te amo prima! Las amo!

15.9.10

nicks

Es muy importante el nick. Es lo que todo el mundo cibernético ve de vos. Hay mucha gente que no tiene nombre, que solo recordamos por su nick (o en su momento el nombre del fotolog). Y no está mal querer expresar lo que sentis por tu nick. Si es algo (corto) dedicado a una persona que obviamente lo va a leer, perfecto. Pero alguien me puede explicar porqué hay gente que le dedica nicks a la gente muerta? No se dieron cuenta que en el cielo no hay msn? O sea, si pones una frase, un fragmento de una canción.. ok. Pero cuál es exactamente el objetivo de poner "para vos viejo! te extraño" el resto de tus contactos ya saben que lo extrañas, yo también extrañaría al mío si algún día le pasara algo, pero no hace falta compartirlo con tooooodo el mundo.
O ponele, dedicarle un nick para un ex novio, si el chabón te tiene, le chupa un huevo tu nick, pero probablemente ya te haya borrado. Y si tenes algo para decirle, deciselo a él! a mi no me importa un carajo!!!

Hay 5 ejemplos más, de nicks que realmente me rompen las pelotas:
  • qué estas haciendo. Obviamente no me interesa saber si estás en un asado familiar, pero gracias por ahorrarme un llamado si pensaba proponerte algún plan.
  • frases mega cursis. entendí que amas a tu novio y es lo más importante que te pasó en la vida, pero necesitas 10 cm de nick para explicarlo?
  • un nick para toda la vida. copate, sorprendeme un día y cambiate el nick, ponele un guión adelante, un punto, una carita, aaaalgo, aaaaaaaaalgo!
  • cosas que no entiendo. No que no entienda las palabras, sino el sentido de que esa frase esté en tu nick. Cómo es la onda? me gustó una parte de una nota de La Nación sobre y lo puse ahí?
  • frases de autoayuda. Qué carajo me das consejos por nick que nunca pedí? Si crees que lo que hay que hacer es sonreir y ponerle el pecho a las balas porque es la única manera de ser feliz, HACELO, para mi la felicidad es otra cosa, y no te voy a decir mi fórmula secreta.
En resumen, piensen bien lo que se van a poner de nick, nadie quiere ser recordado como Purpurina Carmesí.

13.9.10

12 veces digo miedo

Soy cagona, no hay con que darle. Me dan miedo las arañas, la oscuridad, las tormentas, la inseguridad y hasta los pies que me apuntan de las personas sentadas enfrente mío. Me da miedo sentir tantos miedos. Si tuviera que evitar todas las cosas que me dan miedo tendría que encerrarme en una burbuja. Y ni siquiera, me daría miedo el encierro y la soledad. Y siempre creí que mi mayor miedo (ese que te dan escalofríos de solo pensarlo) era perder a la gente que amo y necesito. Ejemplo más claro: mi madre. Pero también me da mucho miedo estar en un edificio y que una ola gigante lo tire, entrar al mar y tocar un muerto en el fondo, ir en un bondi y que vuelque en cualquier esquina, en fin, bastante absurdo todo, lo se. Por eso todos los días supero cada una de esas situaciones sin sentido que aunque quisiera evitar, sería imposible. Pero ahora me surgió un miedo nuevo. Un miedo muy real. Un miedo en el que no puedo dejar de pensar. Es miedo a estar enamorada. Mis amigas creerán que es un chiste, porque la frase "estoy enamorada" esta en mi top 3 de frases más nombradas. Pero no. Los últimos años vivi enamorandome de todos, pero no vivi enamorada de alguien. No con ese alguien. Vivir enamorandose es hermoso, es muy fácil. Es hacer de cuenta que te gusta todo, encontrar coincidencias pelotudas y flashear que es una señal divina de que son el uno para el otro. Es no tener cabeza para nada más que eso y que no te importe. Y es más fácil sabiendo la fecha de vencimiento. Pero estar enamorada es otra cosa. Es real. Es incareteable e incontrolable. Es ver cosas que no te gustan y bancartelas por disfrutar las que te hacen bien. Es ponerte un cartelito de "entre y sientase como en casa" en tu corazón. Es sentirte muy fuerte y saber que te pueden romper en mil pedazos con una sola palabra. Y para alguien que quisiera manipular hasta la hora a la que sale el sol, y que suele ser bastante poco estable, pensar en llegar a eso es realmente UN MIEDO.

10.9.10

En serio es eso?

Ok, soy bastante intolerante. Pero hay algo que no soporto y es recibir mensajes de texto innecesarios. No me dan ganas de responderlos. O no con buenos modales.
Por ejemplo, recibo:
  • "Maru te acabo de ver desde el bondi!"
Qué se supone que tengo que responder a eso? "que bueno! y me quedaba bien la ropa? estoy despeinada?" o "uy boludo, que flashero! nunca antes había visto una persona desde el bondi!! que se siente?"

  • "No puedo hoy, quienes van?"
Supongamos que te respondo quienes vienen aún sabiendo que no vas a venir (cosa que nunca pasa), que pensas responderme? "que bueno, seguro se van a re divertir" o pensas preguntarme porque no vienen las demás, qué tenían que hacer, qué vamos a comer, etc.

  • "ok."
No hay nada más rompebolas que recibir un ok. Vos gastas crédito al pedo y me haces ilusionar con que me llegó un mensaje tal vez reee interesante y no.

  • "novedades?"
Suponiendo que tengo muchas novedades. No te las voy a escribir todas en un mensaje de texto, veamosnos o pegame un llamadito o te mando un mail.
Suponiendo que no tengo ninguna novedad. Me da paja responder "la verdad que nada, todo sigue igual, gracias por recordarme lo aburrida y poco interesante que es mi vida"
Suponiendo que tengo una novedad muy importante. Da para que te la cuente por mensaje de texto? "no, nada, se murio mi abuelo, pero todo bien" o "y, lo más nuevo que tengo para contar es que estoy embarazada". Eso seguuuuramente va a generar mil mensajes más con mil preguntas más que tampoco quiero tener que responder. Aparte mira si mi linea está pinchada y yo te cuento que empecé a vender droga, se enterarían todos, no da!

Así que ya saben, limítense o llámenme!


9.9.10

No me juzguen por esto. Pero tengo un problema personal con una palabra que hace años escucho y en mi puta vida supe que significaba. Y típica que queres preguntar pero por miedo a quedar como (o dejar ver que sos) estúpida, preferís asentir con la cabeza. Ya dijo Lisa, a veces es mejor callar y parecer idiota que abrir la boca y demostrarlo. Pero hoy me cansé de ser ignorante y quise ser autosuficiente y aprender por mis propios medios. Abrí Google y escribí Requiem. Lo primero que encontré fue Wikipedia. Para queee? Si antes me sentía estúpida ahora terminé de descubrir que lo era. Las primeras dos palabras que leí fueron Latín e Iglesia. Nada podría interesarme menos. Y ahí entendí que haber estudiado latín 3 años y estar bautizada, no me servía realmente para nada. Intenté leer todo el artículo pero era demasiaaaaaado poco interesante y decidí ignorar por completo la existencia de la palabra y reemplazarla por Supercalifragilisticuespialidoso. Así que quería comentarles que a partir de ahora, está prohibido pronunciarla enfrente mío. Y si alguien quiere llevarse Supercalifragilisticuespialidoso por un sueño de mi casa, me haría un gran favor. Gracias!

8.9.10

10 momentos en los que te das cuenta de que algo te está pasando con ese chico:

1) En el festejo de tu cumpleaños no dejas tu Blackberry hasta que no se quede sin batería.

2) Analizas la posibilidad de viajar 24 horas en micro (con el pánico que te produce la sola idea) solo para verlo otras 36.

3) Llamas a gente con la que no hablas hace mil años esperando que te pregunte tus novedades y poder hablar de él.

4) La vez número 526 que ves su foto, todavía te sorprende.

5) La pregunta "Qué tenes ganas de hacer hoy, gorda? ¿Queres que almorcemos con tu mamá o con mi hermana?" no te freakea.

6) Te encontras escribiendo la cosa más cursi del universo, Y TE PARECE BIEN.

7) Encontras migas de chocolate en tu almohada y sonreis.

8) Escuchas una canción de Sin Bandera y pensas: "qué garcha, pero cuánta razon tiene"

9) Le aclaras de antemano que cuando te canses de él lo vas a alquilar (ejem).

10) Ves esta foto:

6.9.10

Un mal (muy malo) necesario (muy necesario)

Este fin de semana aprendí mucho sobre la histeria masculina. Nada que no supiera, obvio. Pero dicho de la boca de un hombre se vuelve más real. Ya no es una teoría, ya no es un flash mío. Ahora es un hecho. Un hombre lo dijo y ningún otro puede desmentirlo. Es como cuando la primer mujer dijo "Es verdad, la mujeres somos vuelteras" y ya está, ahora todos lo saben y no podemos disimular más. Y una buena amiga mía (que si tuviera que ser una princesa de Disney, sería La Sirenita) fue víctima de un clarísimo ejemplo de histeria masculina. Que a mi modo de ver las cosas, fue pura forrada. Es esa clase de hombres cagones y egoístas que abundan y no nos dejan más remedio que meter a todos en la misma bolsa. Y pensar en eso me parece un bajón. Porqué carajo tiene que haber gente que no me deje más opción que odiarla? Tan difícil es decir las cosas de frente? o bueno, ponele, sos cagón y no te da para mirarme a los ojos y explicarme lo forro que sos, ok, me banco que me llames, que me mandes un mensaje de texto, me lo digas por msn, por mail, que me firmes el blog, el fotolog, lo escribas en mi muro de facebook, twitees lo que quieras, pongas un pasacalles en la puerta de casa, mandes un telegrama, señales de humo, mariachis al laburo. ALGO. Tenes 1.587 maneras distintas de comunicarte conmigo, no me obligues a ir a la puerta de tu casa y repartir entre los vecinos la foto que muy ingenuamente me dejaste sacarte mientras te bañabas (sin photoshop), ok?

2.9.10

al escabeche te va?

Me encantan las frases que se pueden interpretar de distintas maneras. No textualmente digo, sino que su sola pronunciación pueden disparar distintas conclusiones sobre esa persona en la cabeza de cada oyente.
¿Un ejemplo? El otro día una compañera de trabajo me dijo "Se ve que hay algo que estoy haciendo mal, porque sigo con el pescado sin vender".
Desde que la escuché pasé por 3 etapas:
1) Me reí muchísimo y pensé "queeeeeija de puta, cómo va a decir eso"
2) ¿Porqué siguen apareciendo frases de este estilo que mi mamá nunca mencionó? (ya me la imagino charlando con las amigas, "Porque la nena todavía me sigue con el pescado sin vender")
3) Que capa la mina. Se hace cargo de que es ella la que está haciendo algo mal y no le hecha la culpa a las otras miles de persona con las que se relaciona. Y encima, se ríe de eso.
De todas maneras, sigo pensando que es muy muy muy muy explícita. Tanto que hasta creo sentir el olor. Y no me agrada.
Y me pregunto, será por eso que no puedo ser lesbiana?
Ampliaremos.

1.9.10

El límite entre ser bueno y ser boludo...

... es muy finito. Y creo que lo pasé. Pero no por ser excesivamente buena, sino por ser excesivamente mala tomando decisiones. Y es como una racha que te agarra. Empieza por una cosita insignificante, y el resto de tu vida se contagia. Y obvio, siempre es inversamente proporcional a lo que le pasa al resto de las personas.
Por ejemplo, mi hermano se compró un auto, está muy feliz. Mi papá feliz, todos felices. Pero, a quién le vendieron el auto y la dejaron a pata un mes? y si, a mi. Está bien, mi hermano se copa prestandomelo. Pero no tendría que ser yo la que le preste MI auto, si es él el que cambia el suyo? No, obvio, Ayudante de Santa no puede competir con Prócer.
Seguido de eso, terminé mi curso de Dreamweaver en Dotzero. Fui feliz de no tener más los viernes ocupados hasta las 22 hs en el centro, era bastante paja. Y ahí me encapriché con seguir haciendo cursos de web y quién sabe porqué, quería ir a otro lugar. Entonces averigué en Da Vinci y me anoté a un curso de 6 meses de web profesional. Está bien, tenía que comerme de nuevo 8 clases de Dreamweaver pero mal no me iba a venir y después venia Flash y ActionScript, bien. Pero ustedes creen que fue una buena idea? Claro que no, tengo que ir a Corrientes y Junin todos los martes de 21 a 23 hs por 6 meses a verle la cara de pelotudo a un chabón que no sabe explicar una mierda, que no le entiendo nada (y eso que ya lo se) y que se cree tan capo que le gusta traducir todas las palabritas en inglés del programa al español, DENSO. Aparte no es que sepa inglés, cree que "select files" significa "seleccionar FILAS". Sisi, un capo, el plan perfecto para un martes a la noche.
Y la frutilla de la torta, fue cuando el mes pasado decidí comprarle a mi mamá un regalo de cumpleaños 2 meses adelantado. Como todos los meses tenía 200 pe para gastar en una farmacia del orto donde no había nada, decidí comprarla ahí y pagar la diferencia para comprarle una que sea muy linda (no se para qué, porque no es un adorno, solo plancha el pelo y la onda ahora son los rulos, guiño). Todo empezó mal cuando elegí el modelo y le pedí que me diera una que estuviera cerrada porque esa tenía despintada la parte de la marca (todavía no entiendo cómo no interpreté esa clariiiiiisima señal), y no había. Llamó a los otros locales. Era la última. Y se la pedían de otro local si yo no la compraba. No pude pensar bajo esa presión, me superó y la compré. Pagué la diferencia con tarjeta de crédito y disfrute la felicidad de mi mamá cuando se la di. Pero un mes después me vino el resumen de la tarjeta y para mi sorpresa, me habían cobrado la planchita entera, no la diferencia. Y papá la pagó. Qué bien! Y lo mejor es que mamá dejó de usarla porque dice que sale mucho olor a quemado. Todo cierra.
Qué tengo que hacer? Esperar que los astros tengan ganas de alinearse para mi? rezar y flahsear que por eso vayan a cambiar las cosas? reirme de mis desgracias y comermela doblada? o vivir una semana en la calle para poder realmente valorar todo lo que tengo y dejar de quejarme de pelotudeces?

31.8.10

it's personal, myself and I, we've got some straightenin' out to do

No sé si seré yo, o realmente es muy difícil diferenciar entre un capricho y un deseo real. Y no, no hablo de hombres. Hablo de mí, de lo que me gusta, de lo que quiero hacer. O lo que supongo que quiero hacer.
No entiendo si el resto de la gente está realmente muy segura de lo que quiere o si directamente nunca se lo plantearon. Pero en definitiva, la conflictuada siempre soy yo. La que todo el tiempo cambia de objetivo, soy yo. Y lo que más bronca me da, no es que me pase, sino que al resto no! Porque lo que me hace ser conflictuada es diferenciarme del resto por eso. Yo no tengo ningún conflicto con tener siempre ideas nuevas y muy distintas, y creerme que es eso lo que me gusta.
Pero porqué tengo que "ser" lo que contrasta con mi entorno, lo que me diferencia de ellos? No me gusta ser producto de lo que me rodea. Ya tengo suficiente con mis propias diferentes interpretaciones de las cosas como para tener que lidiar con lo que el resto dice que soy y tener que analizar si opino igual TODOS LOS DÍAS. Porque mi mente (al igual que la de muchos otros) es un arma de doble filo...

30.8.10

Voy a hacer historia!

Tengo esa maldita manía de encariñarme con todo: personas, animales, objetos... no discrimino (salvo a las plantas y los perros). Y le tengo tanto miedo a la pérdida que se me ocurrió una idea brillante: los objetos los voy a empezar a comprar dobles, así si lo pierdo o se rompe (o me lo venden), ya tengo un reemplazo; y las personas las voy a clonar. Las verdaderas las voy a guardar en cajitas de cristal y sacarlas cuando yo quiera interactuar con ellas de alguna manera, pero que no haya manera de que les pase nada. Y los clones, los voy a poner a seguir con su vida cotidiana, pero sin alma. Espero que nadie lo note.
La parte mala es que todo eso me va a salir demasiaaaaado caro. Pero lo bueno es que voy a poder clonar también a Lenny Kravitz, obligarlo a que sea mi esclavo y organizar un showcito en el quincho de casa y cobrarles la entrada. Y así tal vez recupero algo. Ya van a tener novedades!


29.8.10

que elegancia la de de francia

El otro día una compañera de trabajo me dijo: "Viste que... cuando venís de culo, llueven pijas de punta".

WHAT?!?! No, no vi. Y no se cuántas ganas de verlo tengo. Y me arrepiento de haberlo escuchado un viernes a las 11 de la mañana y tener una maldita imaginación que me grafique textualmente todo y ahora no poder sacármelo de la cabeza!


27.8.10

Un hombre busca una mujer

Como todo lo imposible, lo quiero. Esta maldita tendencia que tengo a los hombres que están planeando irse muy lejos (sin fecha de regreso), o viven muy lejos (en otra ciudad, país y hasta continente) o directamente no existen (si, me enamoro de personajes de ficción) ya me está rompiendo un poco las pelotas. Y después me quejo cuando mis hermanos critican a todos los chabones que presento (capaa, presento muchos chabones). Ahora entiendo, no hay chances de que encuentre uno normalito. O por lo menos no de que me guste. El problema está en que estoy casi segura de que lo que me gusta es eso, lo imposible, y como soy una máquina de generarme falsas esperanzas (si, la canción de christina es para mí) prefiero pensar que "esta vez es posta" aún cuando se que la semana siguiente la posta va a ser otra. Y ahora que me pongo a recapitular en mi vida, me doy cuenta de que siempre fui así. A mi primer novio en la primaria le corté a los dos días porque ya no podía sostener la situación (y los dos días habían sido fin de semana). Pero cuál hay, prefiero estar enamorada una semana y disfrutarlo antes que no tener anécdotas que contar!

26.8.10

365 días más para mí

Ayer fue mi cumpleaños. Odio tener más años pero amo el día en el que todos me saludan y me miman. Pero me flashea muchísimo porque para mi es el día más importante del año y mi familia y amigos lo entienden, pero resto de millones de personas, no. Para ellos es un día más. Y abro Twitter y dicen "uh, alto tráfico en panamericana" o "bajón, hoy ensayo hasta tarde" y para ellos es un día más que hay tráfico o ensayan. Pero para mi es EL día. Y me da bronca que yo hace 23 años que vengo esperando el 25 de agosto con todas las ansias del mundo y el resto de la gente por ahí ni registra qué fecha es, porque para ellos no pasó nada importante ese día.
Salvo el chico que vimos ayer tirado en la calle sangrándole la cabeza. Y me pone triste que el 25 de agosto para mí sea una fecha tan feliz y para otros tan triste. O tan nada. Pero eso es otra cosa.
Bueno, la cuestión es que cumplí años y hubo mucha gente que, como todavía no soy famosa, no me saludó. Pero gracias a todos los que sí, los quiero.
La vejez me puso más sensible? que asco!