Se ha producido un error en este gadget.

6.3.12

Al que le quepa el poncho que se lo ponga

Resulta que yo tengo una especie de abuelastra. Más conocida como una abuela que lastra. Chiste. Malo, pero chiste. Es que además de mis dos abuelas de verdad, las madres de mis padres, tengo una vieji a la que quiero como si fuera mi abuela.  No me equivoqué, puse vieji a propósito. Es la mamá del esposo de mi mamá. La conozco hace 21 años. Eso significa que tenía 3 años cuando la conocí, y la amo desde entonces. La amo más porque, al no ser mi abuela, no tiene esa connotación DENSA que sí tienen mis abuelas de sangre. Está bien que ellas se lo buscaron.
Bah, una es densa porque solo me habla para reprocharme que no la llamo o no la voy a visitar. Y cuando la llamo o la visito, me reprocha que porqué pasó tanto tiempo desde la ultima vez que la llamé o la visité. Para mi está muy claro que su pregunta es también su respuesta.
-No te llamo porque no me divierte hablar de cuanto hace que no hablamos. Ni me divierte hablar, punto.
Todavía no se lo pude hacer entender. Tuve suerte que recién 1 año después de haberme ido a vivir sola, me preguntó cuando la iba a invitar a conocer la casa. Algunos fanáticos de los viejos tal vez me juzguen por eso. Pero no siento ni el más mínimo remordimiento. 
Y bueno, mi otra abuela se fue a vivir al cerro Uritorco toda vestida de blanco, en un iglú (de cemento) que ella misma construyó, y la última vez que fui de visita le preguntó a mi mamá porqué yo no había ido. Yo estaba cenando al lado. Así que mi abuelastra, es la más normalita del grupo. No la veo tantísimo, porque vive lejos, pero aprendió a mandar mensajes de texto y una vez por mes me pregunta si ya conseguí novio camuflado en un "alguna novedad?". A lo que siempre respondo "el pescado sigue sin ser vendido". Es una expresión horrible, pero real. Y esta mujer me contó una historia. 
Resulta que muy joven ella, se comprometió con un hombre del que estaba perdidamente enamorada. Obviamente no es el mismo con el que años después se casó, tuvo hijos y con el que actualmente convive, y al que mataría si no lo necesitara para vivir. No como una cosa tierna, como si lo dijera Leo Mattioli: "te necesito para vivir, eres lo único que me da fuerzas para seguir". Hablando de eso, no me acuerdo si al final Leo se murió o sigue vivo. Cuestión, que ella lo necesita porque está medio jugada con el temita de la movilidad propia. Entonces, mi abuelastra estaba comprometida con ese señor y por algún motivo que no recuerdo, no se casaron. Me da pena, hubiera sido lindo contarles una historia de amor, y con el panorama que me rodea, mía no hubiera sido seguro. Aparte se los re vendí como que iba a contar una historia. Bue, otra vez será.  No se casaron y tampoco se volvieron a cruzar nunca más, ni saber nada del otro porque no tenían conocidos en común. Ya se lo que están pensando, ella también lo pensó: 
-Fijate, dale. Es que con eso de las computadoras, que se yo, capaz encontras algo. Ni se como funciona eso, pero bueno, vos sabrás. ¿Podés buscar gente? ¿Sin que se entere tu mamá?.
-Si, obvio, decime todos lo que sepas de él.
-Se llama Mario Boronat. Según mis cálculos, este año debería cumplir 77 años. Tenía un hermano que se llamaba Roberto, que estaba casado con Norma Garibotti y tenían dos hijos médicos. Uno se llamaba Roberto también. Cuando yo lo conocí, vivía en Jusn Bautista Alberti y Emilio Mitre. Averiguame algo nena, dale, haceme la gauchada.
Me ayudan?

2 comentarios:

La Hilarante dijo...

huuuuuuu q complicadooo!!! no creo que tenga facebook!!!...

pero pensando en nuestro futuro..

a quien buscaremos a nuestros 77 años?

cds07 dijo...

Probá en http://www.telexplorer.com.ar/ :D