Se ha producido un error en este gadget.

2.12.11

No saben lo que se pierden... ¿o sí?

Ay, me es tan difícil encontrar hombres... Puedo tener amigos, compañeros de trabajo, conocidos, vecinos.. pero parejas? Pff, imposible. Prefiero pensar que el problema es de los 12 con los que lo intenté y no mío. ¿12 o 21?, no me acuerdo. Es obvio que el problema son ellos. Uno que ya tiene pareja, el otro que se va a vivir afuera, el otro que necesita más espacio, el otro que es alérgico a mi piel, el otro que me puso una orden de restricción ¿Qué onda?,
-¿Necesitas más espacio? me voy a dormir al sillón, eh, no hay drama! Mi ropa... dejá la puedo llevar a la casa de mi vieja que tiene un placard vacío. Sí, algunas noches me puedo quedar a dormir allá también.

Entonces empecé a analizar lo que me pasa: si me es difícil encontrar hombres, significa que yo busco hombres. Soy la excepción a la regla de que el que busca, encuentrapersevera y triunfarás, con hambre no hay pan duro a caballo regalado no se le miran los dientes, entre otras. Entonces decidí dejar que ellos me encuentren a mí. A continuación les voy a contar historias de hombres que me garché me encontraron.

2 comentarios:

Dark Knight dijo...

Irónicamente (adoro las palabras sobreesdrújulas) yo dejé de buscar mujeres porque muchas me dejaron plantado :P.

Mandarina dijo...

Es lindísimo cuando dejas de buscar. Hacelo porque funciona. A veces algunas sorpresas son buenas.