Se ha producido un error en este gadget.

20.10.09

Doctor que padezco??? - Padece un PELOTUDOO

Juro que fue amor a primera vista. Y a segunda y a tercera. Cada vez que lo miraba (y lo miré durante horas) me gustaba más. Estabamos a un piso y 50 personas de distancia. Si bien la luz no me dejaba ver exactamente sus razgos, era hermoso. Y me acerqué, pero de lejos era mejor. Veía su actitud, sus gestos, cómo bailaba. Era perfecto, tenía el pelo lindo, una remera blanca que me dejaba visualizarlo facilmente y estaba con un grupo de amigos y amigas dodne se notaba que era el líder. Tomaba algo verde y tenía un Nokia 6131 igual que yo. Seguro era licor de melón y no tenía el bluetooth activado. Pero era perfecto, chicas. Intenté hablarle, yo quería decirle que me había enamorado, que sabía que eramos el uno para el otro. Le ponía tanta onda a la situación que yo realmente no podía resistirme a su encanto. Bailaba todo tipo de música, no fumaba y se divertía con sus amigos. No le importaba papelonear, él era el rey de la pista, podía hacer lo que quisiera. Todo era perfecto, cada tanto él miraba para arriba y ahí estaba yo mirándolo embobada como cuando tu hijo hace pis solito por primera vez. Hasta que meneó, chicas, meneó! Y no fue cualquier meneo, no estaba jodiendo con sus amigos. Se lo estaba tomando en serio y meneó hasta abajo! Paradojicamente sonaba "hasta abajo, hasta abajo, hasta abajo mami, hasta abajo". Pero mi amor, no te lo tenías que tomar taaaan literal! En ese momento se rompió mi corazón. Todavía veo la imágen en cámara lenta de mi cara mientras eso sucedía. Si, si. Como cuando Lisa le dice a Rafa en el programa de Krusty que no le gusta. Y sentí que todo el boliche era Bart riendose de mí.
Por lo menos estoy a tiempo de decirle "I DON´T choo-choo-choose you".

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Jajajaja muy bien contado amiga y yo fui testigo de ese gran meneo del que hablas.. tenes razon era para desenamorarse

Anónimo dijo...

jaajjajajaja
porqué??? porqué mierda pasan esas cosas? ajajaja

besos
attutina